¿Por Qué Mi Perro... Parece que Siempre Tiene Hambre?

Dog begs for food
Thinkstock

Si eres dueño de un perro, probablemente te has hecho alguna de estas preguntas: ¿Cómo puede querer más después de que ella acaba de comer un gran desayuno? ¿La estoy alimentando lo suficiente? ¿Está enferma? ¿Hay otros perros que siempre estan hambrientos? ¿Esto es normal?

Perro Hambriento o Actor Astuto?

En la mayoría de los casos, el comportamiento se considera absolutamente normal. Los perros han sido alimentados por los seres humanos durante miles de años. De hecho, la principal teoría sobre cómo se domesticaron primero a los perros se basa en que estaba directamente vinculada en obtener esas sobras de comida.

Así que tu perro robusto, bien alimentado, realmente esta hambriento o sólamente esta actuando la parte de un perro muerto de hambre porque ha aprendido que da resultados?

No debería ser ninguna sorpresa para la mayoría de los dueños que los caninos pueden ser expertos  manipuladores de la conducta humana. Hay un montón de perros que saben exactamente qué se necesita hacer para engatusar por ese pedacito de zanahoria de hay en la tabla de cortar.

Una Cuestión de la Biología

Otros conductistas caninos vinculan el gran apetito de los perros a la biología, sugiriendo que los perros simplemente escuchan a sus entrañas, al igual que sus primos salvajes. La comida es un recurso limitado, por lo que cuando se puede llegar a esta, no debes dejar de comer porque nunca se sabe si va a ser tu última comida durante días.

Causas Médicas de Aumento de Apetitos

Otra teoría afirma que algunos perros simplemente recuerdan sentir lo que es realmente morirse de hambre. Después de todo, un montón de perros vienen del frío como mascotas rescatadas después de significativos  períodos de desnutrición y falta crónica de alimentos.

Hay algunos perros que legítimamente sufren de enfermedades de alimentación endocrino y gastrointestinal que pueden llevar a los apetitos desmesurados. Diabetes, Síndrome de Cushing, hipertiroidismo (raro en los perros) y algunos trastornos pancreáticos, todos son potencialmente responsables de una impresionante acción a ingerir.

No obstante, un razonamiento médico para un perro "muerto de hambre" se considera poco común en relación con la gran población de perros "hambrientos" por ahí. Sin embargo, nunca debes dudar en preguntar a tu veterinario si tu pequeño hipopótamo hambriento puede estar sufriendo de algo más que un sano apetito.

Este artículo fue escrito por un veterinario.

Google+

Join the Conversation

Like this article? Have a point of view to share? Let us know!